Soy Dani, programador web freelance y apasionado de las nuevas tecnologías. Me gusta convertir en fácil lo que parece difícil.

Y es que a veces comunicarnos con las tecnologías es complicado. Los proyectos cumplen con las expectativas, parecen terminarse nunca, el equipo está incomunicado o te ha tocado sufrir con freelances que no se comprometen lo suficiente.

Quiero convertir internet en un lugar más cercano y útil para ti y tus usuarios. Mi granito de arena en tan magna tarea es hacer que las cosas funcionen, que un botón en una web realice el proceso que esperas y cumpla tus deseos sin ponerte trabas. 

El comienzo de la solución

Durante un verano descubrí casi por casualidad las posibilidades de comunicación que ofrecía la red de redes y enseguida me dí cuenta de lo mucho que disfrutaba al traducir la tecnología a un lenguaje que todo el público entendiera.

Así comencé con cursos tanto para personas inexpertas como para profesionales del sector. Empecé entonces a formar parte de la red publicando mis primeros blogs y páginas web para amigos y conocidos. 

En ese recorrido logro ver de cerca la maquinaria por dentro y saber qué programación esconde un enlace cuando haces click o qué resortes técnicos se lanzan cuando con un botón envías un formulario online. Y tanto me gusta que sigo un camino diferente al que mis estudios marcan y transformo la pasión por la programación en mi profesión.

Trabajo durante varios años en remoto con un gran equipo de compañeros para una empresa de tamaño medio. Allí aprendo metodologías de trabajo, comunicación con equipos distribuidos, gestión de proyectos. Pasados unos años la empresa cierra bruscamente. 

Conviertiendo un fracaso en un plan de vida

El quedarme en la calle no lo veo como un contratiempo. Al contrario, aprovecho la oportunidad para emprender mi carrera como freelance. 

Y desde entonces no he parado de ampliar mis conocimientos, las plataformas de programación y los clientes a los que presto mis servicios. Un auténtico autodescubrimiento a nivel personal y profesional.

Para complementar mis habilidades técnicas y alimentar el espíritu no sólo de ganas de emprender, empleo el tiempo libre para la escritura creativa, los viajes, la música y, por supuesto, la buena gastronomía, de la que son gran fan.

Si quieres conocerme mejor, puedes ver la entrevista que me realizó Óscar Martín sobre mi labor profesional.
 

¿Quieres conocer mejor en qué puedo ayudarte? Descubre cómo podemos trabajar juntos.